5 de junio de 2007

Miradas



Vuelve a comenzar la semana, no sé, pero a mi me parece que es Lunes todo el tiempo.
A las dos y media salgo vestida de deportista del trabajo, con mi botellin de agua y mi gorra. He descubierto que ambas cosas son casi imprescindibles para terminar el entrenamiento en condiciones. Me siento algo cansada, pero hoy sólo tengo 40 minutos. Llego a la ronda con seis minutos y decido que hoy tiraré por la ronda aunténtica. Troto y troto. Francisco Camps me mira...¿y este de qué se rie?. Alberto Alcalde también observa cómo paso a su lado con una amplia sonrisa. Con tanta miradita me va pasando el rato y ni me doy cuenta. Juan María Calles también sonrie. pues éste que no se ría tanto.... Hoy no veo a demasiada gente por aquí, cruzo a la ronda falsa para dar la vuelta y acelero un poquito. En la fuente me planto con cuarenta minutos. Seismil ochocientos ochenta y tres metros. A cinco cuarenta y nueve el mil. Buenas sensaciones, pero algo cansada.
Al ratito, al CAR y a las 8, piscina. Piernas. Vaya usted a saber cuántos metros.

3 comentarios:

almassori dijo...

Venga muy bien Nere estas hecha toda una triatleta o mas ;)

Animo que esas series ya salen

A seguir con la recuperacion aunque parece que va viento en popa .

Saludos

patry dijo...

jajajaja tu desde que viste al camps este...tienes un trauma! jajaja

depiedraenpiedra dijo...

jajja,almassori más que "o más"....menos...pero bueno, va bien la cosa :). Me alegro de que tú estés bien y ahí, conservando ese puesto en el ranking :)

Patry, en efecto, desde aquella tarde en que descubrí q a Camps le mola la coca de espinacas, soy otra ;) Cuídate y no hagas barbaridades