20 de julio de 2009

El efecto psicotrópico de la gravedad

El jueves, tras descubrir que nadar también era doloroso, visito a la fisio nuevamente que me despacha con unas kinesiotapings rosa en la cadera, diagnosticándome bursitis de cadera y diciéndome que me esté un poco quieta. En fin.

El viernes, la estatuas del museo de cera tenían más movimiento que yo. Por lo menos durante el día. La noche ya fue otro cantar, y además ya no era viernes sino sábado.
Ese mismo sábado que se adivinaba tranquilo y que de la manera más tonta se convirtió en un lío de escaleras y conversaciones cruzadas que apartaron mi resaca de
un bocinazo. La pierna se portó, ni sentirla. Lo que necesitaba era marcha. Como yo.

El domingo era mi primer descanso, y lo cumplí a rajatabla. lalala, lalala. lalala, lalala.

El lunes llegué un poco tarde pero llegué. A la una menos cuarto en el aeroclub para saltar de un avión. Si es que....
La charla técnica me la dio un tipo de enrevesado castellano. Desde luego una estaría más tranquila si la explicación se la dieran usando palabras en su idioma...Pero bueno, todo el mundo sí sí sí, pues sí sí sí. Ale, firmamos que si palmamos sólo es culpa del destino (por muy cobarde que sea la excusa) y a esperar tocan.
Como llegué tarde me tocó tirarme en el último turno, así que estuve presenciando los aterrizajes de los que por allí había, comentando la jugada con Rubens y Patrykinder y dejando especificadas mis últimas voluntades (os quiero chicos, snif)

Y bueno, llegó la hora. Al avión como quien va al matadero. La chica que solo speakeaba english (mejor para ella) y la piedrecilla inconsciente voladora. Y los cámaras y nuestros instructores. Mira por donde me tocó el guapo. Y argentino, que siempre da bonus.

La avioneta era angosta y amarilla, y los seis estábamos allí encajonados como piezas de tetris. Bromeaba la chica fotógrafa intentando comunicarse con aquella cándida inglesa mientras el piloto decía que su trabajo era aburrido y yo me dedicaba a mirar por la ventanilla como la tierra estaba cada vez más y más y más lejos. La tierra, el mar... ¡el suelo!. Observo como atan a mi compañera mientras me hago la inevitable pregunta ¿a mi me han atado?...

El piloto ordena abrir la puerta y grita ¡exit! y en unas décimas de segundo ya tengo las piernas colgadas fuera del avión, estoy mirando hacia arriba y luego...ya no es hacia arriba sino de lado sino del otro lado sino....aaaaaayyyyyyyyy. Definitivamente estamos en caida libre. Cierro los ojos, los abro, sonrio. Cuando me da la orden abro los brazos y me siento genial. Es curioso pero una no se siente caer, sólo se siente viento y viento. Cuesta mantener las piernas rectas y los brazos en cruz, muchísimo viento. Pero es increible. Al minuto escaso todo se para de golpe, se abre el paracaidas y sientes que asciendes, que ya no hay viento. Y aparece la calma más absoluta. Tanta calma que creo que a mi Yo Intangible no le ha dado tiempo de parar conmigo y se ha quedado volando a toda velocidad derechito al suelo. El leve mareo con lucecitas incluidas se pasa en cuanto mi instructor me suelta un poco el arnés del pecho. Ahora sí que sí. Genial. Genial. No sé decir otra cosa. Descendemos despacito, las vistas son espectaculares, más que las vistas, la perspectiva. Poco a poco nos acercamos al suelo. Irremediablemente, esto se acaba. ¡Levanta las piernas!
Y de pronto ya estoy de nuevo con los pies en el suelo. Pero, como siempre, sólo con los pies.

18 comentarios:

Ferrato dijo...

Jajaja, ayyy el destino, jajaja.

Y cuando el paracaidas se ha abierto no te ha dado la sensación de que el instructor se quedaba y tú te ibas para abajo? Jejeje. Valienteeee!!!

Ah, espero que la bursitis vaya mejor.

Genín dijo...

¡Que genial!
No te conformas con nada...jajaja
Besos y salud

Txopo dijo...

Ya puedes borrar de la lista una cosa más...:P

En fin, espero q esto te sirva para superar un poquito el bajoncillo...debe de ayudar...

(solo se me ocurre lo de... que guay tia!!!)

Ps: de todas formas habria alguien abajo para empomaros por si no se habria el paraca, no?

;)

Armando dijo...

Madre mia, estas como una cabra.....

Irene dijo...

Que calladito te lo tenías!!! Si es que claro, como no podías correr ni nadar...pues te tiras en paraca...eres la leche hija!!
Ya contarás la experiencia, ya...
Nos vemos el jueves!!

Sylvie dijo...

joder...qué guay, Nere!!!!!!!...precisamente estaba pensando el otro día buscar algo así para hacerlo de regalo a Juanito, que sé que le encantaría...tengo que enterarme por estos lares donde ir...

Me encantaría probarlo aunque me acojonan mogollón las super alturas.

Que te mejores de esa lesión...y si duele, ya sabes...gin tonic al canto!!

besitos, guapa.

lola dijo...

Quisiera saber que es lo que entiendes por estarse quietecita. Ya sabes la próxima a volar en globo, pero ten cuidado no te pase como Matías Pérez.

Oscar dijo...

Genial!!! Estupendo!!! De PM!!! Se caga la perraaaa!!!
Enhorabuena.

sinsuela dijo...

¡¡¡Esto no me lo contaste ayer!!!
¡¡¡Pero qué valiente eres!!! :)

Pues muy quietecita no has estado, no. Que guay, pero yo ni de coña, a empujones me tendrían que sacar del avión.

Cuida esa bursitis. A ver si el viernes estás mejor y hacemos algo.

Besitos guapetona.

depiedraenpiedra dijo...

El destino Fer.... jajaj no, no me ha dado ninguna sensacion extraña ..me olvidé por completo de la presencia de esa persona en mi espalda. aysss que guay....

Sí Genín, genial es lo único que me salía decir...

Una cosa menos Txopete! sim...el bajoncillo lo camuflamos haciendo el indio. Para eso es verano.

Como una cabra, pero no por esto ;)

Nos vemos Mañana niña!! ya te contaré. moola un montón. Aún sonrío.

Hola Syl!, pues ya sabes, aquí en el grao de Castellón está muy bien...tienen web y tal. Lo de la altura, una vez allá arriba, ni te lo planteas.

Lo del globo mola, aunque igual es un poco estático...miraremos parapente.

Gracias Oscar!!

A ver a ver Julia, si se puede hacer algo interesante para el viernes o el sábado con Carmen...te llamo.

un beso chicos y chicas, gracias por la visita

patry dijo...

para lo del parapente me llamas :D

cuidadin con este tipo de cosas que suelen enganchar...jejejej a la próxima nos tiramos juntas! y si puede ser, ahí en los pirineos, que con tanta montaña eso tiene que dar un nosequé jijiji

ya te pasaré las fotos que hice!

lola dijo...

Eso cuando vengas te tiras en parapente y aterrizas aquí en casa haciéndole competencia a las palomas.

Adrián dijo...

Hola Nere-voladoraaaa!!!

que fuerte,que fuerte lo que has hecho....y que fuerte,que fuerte lo que dices quieres hacer...vuela,vuela alto pajarito...

Saludines y que vaya todo bien.

Adeuuu!!

Alfonso dijo...

Esto si que es aprovechar los descansos y lo demás son tonterías. Por una vez no has competido y va y te lanzas en paracaídas. ¿Te queda algún reto más por realizar?, seguro que nos sorprendes a todos. Eh!, nos has contado nada de La Gotera, el enganche, las risas, Mosqueruela, la tormenta y ¿cómo se pone el parabrisas del nuevo coche?. Lo dicho, enhorabuena y sigue así.

javi dijo...

Os quiero chicos, snif :)

Muy chuli la entrada, muy diver contada, con foto de peli, sensaciones a flor de piel............... peeeeeeeeeeeero, no me tiro ni loco!!! Que tengo vértigo (es verdad y aunque no lo tuviera, PASO jajaja)

Que mejores de la tecla.

Buen finde

depiedraenpiedra dijo...

Por supuestísimo que te llamo para lo del parapente. A Santa Cilia de Jaca iremos :)

Pues no sería mala idea, madre... :P

Poco a poco vamos cumpliendo cosas, Adri. Espero cumplir tb lo de Octubre :)

Ays alfonso, me quedan muchas muchas cosas. La lista no es una leyenda, ¡existe!. Lo de la Gotera, en el próximo capítulo ;)

jajajaj peeeero Javi ¡¡si mola una barbaridad!! jajajaj. De verdad estuve todo el día pensando que me iba a dar un infarto allá arriba, y a la hora de la verdad estuve muy tranquila. Gracias por lo de la tecla... a ver...

gracias por la visita chicos, un beso.

Anna dijo...

Jajajja, vaya tía, estás hecha una fierecilla.

Vaya, vaya ... ya se a quién preguntarle cuando me tenga que tirar (en septiembre si todo va bien, lo prometí y tengo ganas de hacerlo).

Por cierto, lo del parapente lo probaré esta semana si no pasa nada, un compañero mio trabaja en eso, así que se ha ofrecido voluntario. Ya nos contamos.

Nere, cuidate guapísima.

Un saludo y hasta pronto!!

depiedraenpiedra dijo...

En septiembre!! muy bien...yo quiero repetir en Octubre, veremos a ver...

Te preguntaré del parapente...me interesa mucho saber si hay sitios por aqui, o por allí...

un beso wapa, gracias por la visita.