19 de septiembre de 2009

zapatitos

Jueves, primer descanso ¡¡por fin!! Y 30 años.
El plan inicial era uno de esos que al final no pudo ser y que se convisrtió en otra cosa diferente. A una hora bastante rara, cojo el coche y me pierdo (no literalmente) por carreteritas de la sierra de Espadán. A Pavías me dirijo. Con 60 empadronados en 2007, no esperaba encontrarme una fiesta al llegar, pero, encima siendo la hora de comer, aquello estaba bastante desierto. Ni Dios. Y tocan las 2. Buena hora.
Me pongo en marcha tranquilamente, no me cuesta ni tres minutos encontrar la huella. Pista pista y más pista. Voy en sentido contrario al que llevaremos el día 26, porque, por si no lo he dicho, lo que hago en este recóndito pueblo es ensayar, entrenar o reconocer otra parte del recorrido de la marcha que va de Alfondeguilla hasta Camarena, pasando por Javalambre. Ahora de bajada. Aprovecho para llamar por teléfono, pensar en mis 30 años e intentar idear cierta estrategia para el día J (de javalambre, claroestá). Por ahora no hay pérdida.
He quedado con OscarG en algún punto intermedio, él salía de la pista de la Íbola y vendría en el sentido de la marcha, así que deberíamos tropezarnos de morros.
Salvo cierto instante, tras cruzar la carretera de Matet a Villamalur, en el cual estuve un ratito pinos arriba pinos abajo, para volver a llegar hasta tres veces al mismo punto, el resto del camino no tiene pérdida, por lo menos no de día.
¿donde estará este muchacho?
La tarde comienza a girarse cuando allá detrás se vislumbran nubes amenazantes y se siente ese viento fresco que anuncia que lo bueno está por venir. Media vuelta. Por fin logro hablar con Oscar. Los cacharritos estos nunca tienen cobertura cuando se les necesita. Él está literalmente en el quinto pino, cambiamos nuevamente de plan, que pasa a ser: vámonos antes de que venga lo que se avecina. Y llegué al coche a las seis de la tarde, unos segundos antes de que se escuchara, por fin, estallar la tormenta.

Viernes...¡piscina! Mil metros sin demasiada gana, pero mil metros al fin y al cabo. Y continúo haciendo ejercicios de respiración que no van nada mal. Y al salir.....y recoger las cosas para ducharme.... ¿¿¿¿será posible que me hayan robado los zapatos??? ¡¡¡¡chorizas!!!
Lo que me faltaba por ver.
En fin, mejor nos olvidamos de ello.

Sábado ciclista. Me han dejado la bici niquelá, frena, cambia, está limpia y el tensor del desviador vuelve a funcionar. Ahora que ella está bien, sólo falta saber cómo estoy yo. Castellón, Borriol por carril bici. Paradiña a comprar algo comestible para llevar y seguir hacia la Pobla. Subo razonablemente bien las cuestas de La Pobla con sus tres rampitas del 17%. Cortas pero intensas. En la Pobla me pierdo como está mandado, y continúo hacia Cabanes. Oropesa por la CV146, que es una carretera que me encanta pese a lo cochambroso del asfalto. Para algo voy con mi muntainbaik. Oropesa...Y yo tan contenta con mi bici y mis sensaciones. Llega la decisión de la jornada...¿puerto deportivo o vía verde? Uhm, no tuve que pensar demasiado, vía verde, que de valientes está el infierno lleno. Comienza el llano. Y pimpam, en un ratico estoy en Benicassim, y en el pueblo me toca preguntar a un guardia que por dónde hay un carril bici. Pues bien, estoy justo detrás. Allá voy.
Y entonces un parón de unos minutos le da la vuelta a la mañana. ¡¡Calambre!! el mismo, ese ciático tan antipático que se mezcla con un cosquilleo en el cuádriceps convierte los últimos y estúpidos 6 kilómetros en un pequeño infiernillo.
En fin, por lo menos los 66 anteriores estuvieron bien. 72 km, a 20,2 km/h.
Por la tarde, Racó de Farol más tarde de lo previsto....També es facil.com(IV+)
David. Estupendo. Patry decide probar un 6B que tiene al ladito, aprovechando que está montada la cuerda. Y la tía lo saca. Aún no se ha ido y ya la echamos de menos. Qué desastre.
El ambiente está rarillo. Fernando hace sin hacer. Y yo medito...¿bajo la cuerda o no? Esta la saqué la semana pasada, hoy también debo sacarla. Pues de primera: tres primera perfectas y un pequeño ataque de miedo me bloquea para el siguiente paso. Después de pensar con la cabeza y no con los pies, hago el siguiente movimiento, limpio y sin más problemas reales que los que mi mente solita se crea. Y el resto de la vía es coser y cantar. ¡¡Reunión!!

4 comentarios:

Genín dijo...

¿Ha sido tu cumple?
¿30 añitos?
¡Felicidades!
Que tierna ella...jajajaja
Mira que hay que ser rata para robar unos zapatos...
Besos y salud

Ferrato dijo...

Que foooort!!! Lo de los zapatos, digo.

Haleeee, que ya tienes ahí Alfondinguilla... Está chupao!!

lola dijo...

¿ya repusiste los zapatos? lleva a la piscina los más feos que tengas.
Un guantazo le arreaba yo, no a las niñas, sino a los padres por no saber educarlas.

depiedraenpiedra dijo...

muchas gracias genin!!! 30 añazos, ya ves... :) ratas del todo...

Chupao chupao no sé. En fin, a terminar, si se puede. No tengo mucha fe, pero ya que he pagado....

No había zapatos iguales. Las niñas estaban bastante creciditas. Dos ostias bien dadas.